Traductor

viernes, 7 de octubre de 2011

Bolivia puede ser campeona del mundo en futbol?

Bolivia puede ser campeona del mundo en futbol?


Hasta nuestros dias todavía hay oscuros nubarrones que dejan margen de dudas sobre el título logrado por la selección Argentina en el mundial organizado en ése país el año 1.978.

Desde la organización hasta el logro fueron puestos en tela de juicio, entendiendo o basándose en el momento histórico político y social que vivía la hermana República vecina. Un régimen autoritario militar gobernaba y se cree que la motivación especial para ofrecerse y organizar la copa del Mundo en aquel país tenia por objetivo distraer la atención de las atrocidades que se cometieron durante la vigencia de aquel régimen, encontrando un excelente motivo para ello, tomando en cuenta la jerarquía y la pasión futbolera de los argentinos.

El título sería la cereza de la torta, y se dice que para ello el gobierno no escatimó esfuerzos. Aunque nadie podrá dudar de la categoría y nivel del gran plantel que conformó Menotti, sí un resultado hizo que las dudas se siembren y hasta hoy no se despejen. Recordar el inopinado 6 a 0 que Argentina le endosó a Perú para clasificar a la final. Con merecimientos luego le ganaron a Holanda y fueron campeones desatando la euforia nacional y por consiguiente la distracción a los grandes males que aquejaban a los gauchos en general por aquellos días. Objetivo cumplido. No duraría mucho felizmente, pero sí vimos la utilización política de la actividad deportiva.

En Bolivia en éstos momentos vivimos, aunque en un gobierno que se precia de democrático, entendiendo la acepción con el significado que los que de turno ostentan el poder le dan, momentos duros y difíciles. Los cambios que ha originado desde su asunción al poder Evo Morales han sido traumáticos en muchos casos y han requerido el mayor esfuerzo, no siempre los más apegados al respeto y a las buenas costumbres y utilizando todos los medios habidos y por haber para llegar a consolidar sus propósitos.

Le ha llegado la hora al futbol de servir?.
Evo, entusiasta futbolero, no futbolista, utiliza ese su fervor para congraciarse con la gente y demostrar su juventud, energía y de paso divertirse, cosa que hace a menudo, y no con muy buen estilo. Recordemos el famoso “rodillazo” a un rival.  Inaugura canchas y estadios en el occidente del país, y por supuesto “la figura” en los acontecimientos es él, quien participa con “su equipo”, enviando imágenes a través de “su canal” (canal 7 tv) imágenes en “vivo” del acontecimiento.

Igualmente en ésas apariciones a hecho participar a muchos futbolistas consagrados, especialmente a los mundialistas del 94 quienes se han “prestado” a jugar en el equipo del presidente, dónde la estrella (Evo) viste la 10.

Bien y pasable hasta ahí, todo parece dentro de lo normal, inaugurar canchas y estadios es bueno para masificar la práctica del deporte y especialmente del fútbol, aunque el oficio de estrella y el tiempo que le dedica a ello el 10 pudiera o debiera estar centrado en otras actividades que también requieren de su presencia, no por su capacidad, sino por su investidura.

Pero esto no llena, no es redituable, no trasciende.

A llegado la hora importante, coincidente con los ya mencionados problemas sociales y políticos que enfrenta el gobierno y el desgaste que ha ocasionado ya no solo a nivel nacional sino internacional sobre todo con el caso de abuso de poder con los indígenas del TIPNIS. Son las eliminatorias mundialistas de fútbol. Certamen que convoca la atención de todo el mundo

Bolivia se las tiene que jugar y es importantísimo, y quizás hasta  necesario y obligatorio que gane o clasifique en ésta instancia, para distraer y para intentar unificar al país, confrontado más por el propósito de los gobernantes que por los intereses de los pueblos.

Para ello ha “brindado” todo su apoyo y esfuerzo a la selección. Esto se deduce de palabras del Secretario de la Liga, el arquitecto Roger Bello, quien en una entrevista en Unitel hizo conocer que el desprendimiento, como nunca de los equipos de la Liga para ceder a sus jugadores por tan largo tiempo para entrenarse y prepararse para los encuentros eliminatorios, no era por voluntad de los clubes, sino gracias al apoyo comprometido de Evo, quien a través de Entel, YPFB y otras empresas del Estado, no suyas, asegur va resarcir económicamente a los clubes por el esfuerzo que conlleva no tener competencia ni ingresos durante éste periodo.

Bien por el futbol. Pero es de verdad honesto el apoyo?. Busca mejorar nuestro nivel futbolístico?, fortalecer a los clubes? O sólo es para beneficio político, o  para “tapar” los graves asuntos cuestionados para el gobierno en éstos dias.
Da también lugar a pensar la “disponibilidad” inmediata de los recursos estatales que generan sus empresas para ofrecerlos y cederlos ante la voluntad y necesidad de los gobernantes.

A éste paso es posible que Bolivia vaya al mundial?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada